La gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, encabezó un acto en Vicente López para entregar las primeras partidas de 1.500 millones de pesos para realizar obras de infraestructura en los municipios.

Vidal estuvo junto a intendentes del PRO, el Frente Renovador y el Frente para la Victoria. Entre los jefes comunales peronistas estaban Verónica Magario (La Matanza) y Martín Insaurralde (Lomas de Zamora). 

Sorprendió la presencia de Mario Ishii, intendente de José C Paz por el Frente para La Victoria e histórico dirigente ligado al kirchnerismo. En las últimas elecciones, "El Japonés" había asegurado: "soy el único barón del conurbano que la gente eligió una vez más".

Ishii le había dicho a la Gobernadora, cuando recién asumía en diciembre, que "no había un clima de saqueos" en la Provincia de Buenos Aires, en épocas de las fiestas de fin de año.

Previamente, la mandataria encabezó en el mismo lugar una reunión de gabinete, tras lo cual se procederá al otorgamiento de los recursos a las comunas.

Esos fondos forman parte de los 10.000 millones de pesos de endeudamiento que la Legislatura provincial aprobó al Poder Ejecutivo Provincial.

De las partidas recibidas cada jefe comunal deberá destinar el 70 por ciento a obras de infraestructura y el 30 por ciento restante a las policías locales, y para acceder al dinero los municipios -que deberán encargarse de las licitaciones y adjudicaciones- deben presentar un plan de obras ante el Ministerio de Infraestructura, que será el encargado de autorizarlas pero, además, de auditar la marcha de los trabajos.

¡Compartí esta nota!

Comentarios
Comentarios