En medio del revuelo social que dejó el secuestro, violación y asesinato de Micaela García, en Entre Ríos, salió a la luz un caso con características similares: un violador atacó a cuatro chicas en quince días mientras gozaba libertad condional. 

El hombre, identificado como Osvaldo Oscar Sequeira, de 27 años, estaba cumpliendo una condena por un caso de "abuso sexual con acceso carnal" desde 2013, que terminaría en 2019. Por su buena conducta dentro de la cárcel, a pesar de que la jueza había negado el pedido de salida anticipada, los camaristas aceptaron el recurso de la defensa y a partir de septiembre del año pasado empezó a beneficiarse con salidas transitorias cada 48 horas, hasta que el 3 de abril pasado fue liberado.

Ver notaAvanza en el Senado el proyecto que limita las salidas a condenados

A sólo días de obtener la libertad, Sequeira volvió a agredir, con fines sexuales, en cuatro oportunidades: manoseó a mujeres, golpeó, mostró sus genitales en público y finalmente violó y acuchilló en la pierna a una chica. 
 
Por ese motivo, ante la ausencia de la policía, los vecinos decidieron hacer justicia por mano propia. Así, empapelaron La Plata con fotos suyas y leyendas como "violador suelto". Una vez que ubicaron la casa en la que vivía el violador, fueron a golpearlo y hasta tuvieron la intención de provocar un incendio. 

 

 

Cuando llegó la policía al lugar, Sequeira fue "rescatado" de la multitud, pero quedó nuevamente detenido e imputado en un nuevo expediente, a cargo del fiscal Fernando Cartasegna. En el lugar secuestraron ropa y un cuchillo de hoja lisa, que sería con el que amenazaba a sus víctimas.   

¡Compartí esta nota!

Comentarios
Comentarios