A más de 15 años de la desaparición de Mariela Tasat, que fue vista por última vez en la puerta de su casa, descubrieron que la chica estaba enterrada como NN a sólo un kilómetro y medio de su vivienda en Lanús Este. 

La joven, que en ese momento tenía 14 años desapareció mientras tomaba mate con su hermano el 7 de septiembre de 2002. A partir de ese momento tanto su familia como la policía la buscó incesablemente y hasta llegaron a recurrir a Missing Children, pero al no haber rastros, la causa se archivó. 

Ver notaSegún Unicef, más de 1 millón de niñas son víctimas de violencia sexual en América Latina

Aunque la principal hipótesis que manejaban los investigadores era que había caído en manos de una red de trata de personas, por falta de pruebas decidieron dejar de buscarla, pero gracias a su madre y a la Fiscalía 1 de Lomas de Zamora, a cargo de Viviana Giorgi, el proceso volvió a abrirse con éxito. 

¿Cómo la encontraron? Pidieron informes a todas las morgues y cementerios de la zona. Un cuerpo llamó la atención, lo exhumaron y al tomar su huella dactilar derecha llegaron a la conclusión de que se trataba de Mariela. 

Según dieron a conocer, la joven había tenido un accidente en las vías del Ferrocarril Roca y después de pasar por dos hospitales distintos, falleció. 

Ver además2016: El 72% de los homicidios de mujeres en la Ciudad fueron femicidios

¡Compartí esta nota!

Comentarios
Comentarios