La famosa wedding planner Bárbara Diez -hace poco echada por Leonel por Messi, disconforme por sus servicios- no sólo recibió dinero de Odebrecht y otras compañías como Techint para organizar eventos corporativos. Un integrante del entorno más íntimo del presidente de la Nación, Mauricio Macri, le otorgó un llamativo préstamo por 375 mil pesos bajo la modalidad de “mutuo”.

El acreedor es José Torello, jefe de asesores de Macri y, al igual que gran parte del elenco gobernante, egresado del Cardenal Newman. Su currículum incluye un paso por la SIDE durante la gestión de Carlos Menem y muchos lo consideran uno de los principales operadores del PRO en la justicia porteña, aunque sin peso en los estratégicos tribunales federales, donde pisa fuerte Daniel “Tano” Angelici.  

Cuando Torello se mudó a la Casa Rosada dejó su equipo completo en funcionamiento en el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. Sólo se llevó con él a Fabián Jorge Rodríguez Simón, autor del decreto por el cual se buscó designar “por comisión” a dos jueces de la Corte Suprema y con quien compartió años atrás un estudio jurídico.

El propio jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, debe 500.000 pesos a Ignacio Marseillán, un director de la empresa Siderar (del Grupo Techint), y 60.000 dólares a su hermano menor, Augusto Rodríguez Larreta.

Hasta Torello, inexplicablemente, llegó Barbara Diez, la esposa de Rodríguez Larreta para fondear sus emprendimientos personales. Con bienes declarados por 1.660.000 pesos y condiciones financieras para pedir un crédito bancario, Diez le pidió dinero al funcionario nacional.

Según datos de AFIP a los que accedió el blog El Dato Clave, Diez también le pidió prestados 60.000 dólares a su cuñado Augusto Rodríguez Larreta en 2012, cuando este era subsecretario de Asuntos Públicos dependiente de la jefatura de Gabinete de Ministros de la Ciudad (cargo que ocupó hasta febrero de 2015). Y las deudas persisten.⁠⁠⁠⁠

¡Compartí esta nota!

Comentarios
Comentarios