La Fundación Madres de Plaza de Mayo tendrá que abonar más de 33 millones de pesos por falta de pago en alquileres de un inmueble donde funcionaba la fábrica para paneles con los que se construían las casas del programa "Sueños Compartidos".

En diciembre de 2015, el juez Marcelo López Alfonsín sentenció, en primera instancia, a Madres a liquidarle a la Corporación Buenos Aires Sur Sociedad del Estado la suma de 33.754.413,42 pesos, más intereses y costas, a causa de incumplimiento contractual y reintegro de los gastos asumidos por el ente estatal ante alquileres impagos del edificio donde funcionaba la fábrica.

La organización de derechos humanos apeló contra la decisión del Tribunal, pero la Sala II de la Cámara de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo y Tributario de la Ciudad de Buenos Aires resolvió "rechazar el recurso de apelación interpuesto" por la Fundación.

La sentencia de la Cámara, firmada el 11 de abril, se da a conocer mediante la  página noticias del Consejo de la Magistratura porteña, en un momento crítico para la presidenta de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini. Hace pocos días, fue procesada junto a los hermanos Sergio y Pablo Schoklender, el ex secretario de Obras Públicas José López y su segundo, Abel Fatala, por fraude con el programa "Sueños Compartidos".

En la demanda se reclamaba el incumplimiento por parte de la organización de los plazos y formas de pago convenidos en la compra de los activos pertenecientes a la Corporación en el denominado "Consorcio de Cooperación".

A su vez, se cuestionaba el pago de los alquileres que la Fundación no abonó al propietario del edificio ubicado en la calle Pedro de Mendoza 3825, donde se fabricaban y comercializaban los paneles para la construcción de viviendas, que debieron ser efectivizados por la Corporación ante el inicio de acciones legales.

Ver nota: El Papa Francisco le mandó una carta a Hebe de Bonafini

Comentarios
Comentarios