Durante la visita de Mauricio Macri a Medio Oriente y Asia, el presidente se reunió con políticos y empresarios, con la mirada fija en un objetivo principal: atraer inversores extranjeros. Su agenda, programada desde Asia a Emiratos Árabes Unidos, China y Japón, dejó algo más que "buenos socios" comerciales. 

Ver notaMacri participó de un Foro de Negocios e Inversiones con importantes empresarios chinos

Ver notaPara el diario El País, Macri en China “retomó” proyectos de Cristina Kirchner

Entre actos, reuniones, firma de documentos y celebraciones, que giraron -a grandes rasgos- en torno a la agroindustria, la infraestructura con energía y transporte, y la minería, el presidente fue fotografiado a toda hora junto a su esposa, Juliana Awada.    

Comentarios
Comentarios