Al menos cinco sospechosos fueron detenidos en las últimas horas en la Villa Carlos Gardel por su presunta vinculación con el crimen del gendarme, asesinado a tiros el viernes pasado para robarle el auto en la localidad de Haedo, partido de Morón.

Fuentes policiales informaron a ARG Noticias que los operativos se realizaron en las últimas horas a partir del hallazgo de un auto en el que se presume, habrían escapado los agresores.

Se trata de un Citroën C4 de color negro que fue hallado abandonado al día siguiente del hecho en Ciudadela y que tenía pedido de secuestro tras haber sido robado previamente en San Antonio de Padua, en Merlo.

Según las fuentes, los detenidos son tres hombres mayores de 43, 19 y 18 años y dos adolescente de 16 y 17, a quienes les secuestraron dos revólveres calibre 22 y varias municiones de calibre 9 milímetros, fueron imputados de tenencia ilegal de armas.

José Alfonso, un suboficial de la Gendarmería Nacional, fue asesinado de dos balazos por al menos tres delincuentes que intentaron robarle la camioneta, una Chevrolet Spin, cuando llegaba a su casa, en la localidad bonaerense de Haedo, en el partido de Morón vistiendo su uniforme.

Comentarios
Comentarios