Daniel Angelici, presidente de Boca Juniors, confirmó que la final de la Supercopa Argentina entre el club 'Xeneize' y San Lorenzo se jugará el 10 de febrero, y no el 3, en Córdoba, como estaba previsto, tras haber acordado con el titular del club de Boedo, Matías Lammens.

 

 

 

En declaraciones a TyC Sports, Angelici dijo que ambos clubes se pusieron hoy de acuerdo en correr la fecha una semana, tal como pretendía San Lorenzo, para disputar la final a partido único entre los campeones de la Copa Argentina y el torneo de Primera División, pero como ambos fueron ganados por Boca, el rival es el segundo del torneo local.

 

 

Comentarios
Comentarios