El gobernador Chubut, Mario Das Neves,  mantuvo una reunión en Buenos Aires con los ministros Rogelio Frigerio y Juan José Aranguren en la que participaron dirigentes sindicales para discutir la situación en la provincia luego de la caída del precio del petróleo.

"Le pedimos al gobierno colaboración para que no queden en riesgo los puestos de trabajo", dijo Das Neves, quien explicó que se necesitan subsidios para que el precio del barril suba y sea rentable la producción. El sindicalista Jorge Avila informó que los puestos en riesgo son entre 3.000 y 5.000.

"Durante años no tuvimos problemas y el precio beneficio al Estado. Ahora que el petroleo está en baja necesitamos ayuda", sostuvo Das Neves en la puerta de la Casa Rosada. 

Hoy vence la conciliación obligatoria entre Tecpetrol y el sindicato petrolero dictada luego de que la empresa que pertenece al grupo Techint anunciase a fines de diciembre 300 despidos. 

La caída del precio del petróleo hace que la situación de los trabajadores sea complicada. Por este motivo, el Gobierno de Chubut, las petroleras y los sindicatos quieren una compensación para el petróleo que se exporta por el que actualmente se obtiene menos de u$s 20 en el mercado internacional.

Desde las 20 de hoy se suspenderá la actividad en todos los yacimientos para facilitar que más de 12.000 trabajadores participen el jueves en la asamblea que definirá medidas de fuerza a aplicar a partir del lunes.

El pedido de los trabajadores es que el Estado reconozca un precio de u$s 54,90, igual al valor que pagan las refinerías locales por el mismo crudo en el mercado interno, explicó el dirigente sindical Jorge Ávila. Para los sindicalistas, el reconocimiento puede hacerse debido a que los años anteriores el Estado se beneficio con la venta del crudo.

Comentarios
Comentarios