0

Esa calma que se vivía en los pasillos de Viamonte era solo la antesala del huracán que se venía. Al menos con los clubes de Primera, ya que el Ascenso había tenido una batalla que terminó ganando (con paro incluido del fútbol), al aumentar la plata de la TV.

Lo cierto es que la Primera miraba de reojo la situación, sin solidarizarse con los clubes del Ascenso, hasta que le tocaron el bolsillo y le redujeron considerablemente la plata mensual por los derechos de la TV. 

Todos los dirigentes coinciden en el manejo personalista de Armando Pérez, presidente de la Comisión Normalizadora, y que no está cumpliendo con la función de "normalizar". 

La desprolija elección de los entrenadores para las selecciones juveniles y el escándalo con el cupo de la Copa Libertadores entre Atlético Tucumán e Independiente terminaron de hacer explotar una situación que tocó su pico más alto con el dinero que le redujeron a la Primera División.

Algunos dirigentes hablan de realizar un paro. Para los equipos más chicos, abrir el estadio ya les significaba pérdida con el dinero que recibían antes ($3.700.000) y ni hablar con la reducción del 30%.

En los últimos días, voces pesadas de AFA (Marcelo Tinelli, Daniel Angelici) se sumaron a sus pares pidiendo las elecciones en la institución, para que haya un presidente "legítimo". Pérez, aferrado al poder, hace oídos sordos hasta el momento, ya que cuenta con las bancas necesarias: el Gobierno y la FIFA. 

0 · Comentarios